Trillo-Tetas de Viana-Viana de Mondéjar

Apropiada para senderistas    
Comunidad Autónoma: Castilla La Mancha    Provincia: Guadalajara
Zona: Parque Natural del Alto Tajo
Población: Trillo    Municipio: Trillo
Tipo de recorrido: Circular    Recorrido: 18 km    Desnivel: 200 m.    Tiempo: 5 horas
Dificultad: Media      Señalización: Señalizada
Época recomendada: primavera, verano, otoño, invierno

 

Descripción de ruta:

Acceso: Salimos de la A2 en Almadrones, cogemos la N-204 dirección Cifuentes. En Gárgoles de Abajo cogemos el desvía a Trillo por la CM-2115


Descripción General de la ruta: Esta ruta viene a enlazar la localidad de Trillo con el paraje llamado las "Tetas de Viana", a continuación bajamos al pueblo de Viana de Mondéjar y desde allí regresamos por el tramo del Camino de Santiago, o "Ruta de la Lana" que une Viana con Trillo.

Descripción del recorrido: Dejamos el coche una vez pasado el puente que divide la localidad y emprendimos la caminata por el Camino de Viana. Subimos por la calle dejando a la izquierda las últimas casas, pasamos el circuito de Motocros y continuamos el SL-1, sendero local señalizado con marcas blancas y verdes que nos acompañarán todo el camino.

Es un camino rural del que el sendero se aparta en algunos puntos para poder conocer parajes como el de Entrepeñas, paso entre dos peñascos que hicimos a media luz, volviendo al poco al camino. 

Como a los dos kilómetros la SL-1 se separa del camino y se adentra en el monte. Es una senda marcada cada poco, por lo que no hay pérdida, que nos va adentrando poco a poco en el monte hasta que en un momento dado vemos a lo lejos nuestro objetivo, las dos mesetas inconfundibles llamadas las Tetas de Viana.

La senda transcurre entre encinas y enebros, a veces formando curiosas galerías. La mayor parte del firme está en buen estado salvo contados tramos que se camina peor.

El camino se va apartando hacia la izquierda de los dos promontorios. Tranquilos. Llegado el momento encontraremos el indicativo del camino que nos lleva hacia el centro de nuestro objetivo. 

Tenemos que andar con ojo para no pasarnos el desvío que sale a la izquierda, a los pocos metros de encontrarnos con el cartel de Paraje Natural. Es una senda estrecha que nos guiará hasta el "canalillo". Es la parte del camino más agreste, teniendo que agarrarnos a los árboles para subir.

Una vez llegados a la base de los cerros cogemos el de la derecha, que termina en una ascensión acondicionada con cadenas para facilitar la subida, culminando en una escalera metálica de tubo que nos permite llegar a la cumbre. Ya llevamos 7 km en las piernas.

Una vez allí la rodeamos para admirar el paisaje: los meandros del río Tajo, la central de Trillo al fondo y la otra Teta, a la que no se puede ascender. Vistas magníficas.

Una vez que bajemos podemos desandar el camino o elegir la opción que tomamos nosotros. Bajar por un camino, ancho y señalizado, al pueblo de Viana, que no dista más de 3 km.

Recomendamos, al llegar a un cruce, no coger el camino señalizado, que tiene mal firme y dio con mis huesos en el suelo, sino coger el camino que sigue de frente, que aunque da más vuelta llegará al mismo punto, a la entrada del pueblo. Este camino lo vimos desde la cumbre, que permite visualizar los caminos y senderos del entorno.

Justo antes de entrar al pueblo de Viana, a mano izquierda, aparece la señal del camino de Santiago. Decidimos regresar a Trillo por este sendero, estrecho pero bien señalizado que deja las Tetas a la izquierda y seguirá la misma ruta que el SL-1 que trajimos por la mañana.

La caminata se nos hizo un poco larga la verdad, no llegan a 20 km pero casi, y aunque no tiene dificultad técnica algunos tramos del camino están en mal estado, pero merece la pena la verdad, sobre todo cuando después de comer tomas un merecido café a orilla de las cascadas de Trillo. Bonito y final y buen recuerdo.

Observaciones: Conviene llevar agua pues no hay manantiales por el camino.

 
www.wikirutas.es